top of page
  • Redacción Paradigma

¿Qué es el plagio y por qué es un problema de ética en las publicaciones?

Dentro de los círculos académicos se usa indiscriminadamente el término “plagio” para referirse al robo o transgresión de la paternidad de una idea. Este concepto, tan delicado, merece un estudio minucioso y por eso en esta entrega de Paradigma intentaremos acercarnos a entenderlo un poco.

El termino de “originalidad” no tiene obligatoriamente una relación directa con la novedad o lo novedoso, simplemente es el producto de un proceso mental que genera un concepto propio producto de la abstracción de los conocimientos interiorizados por el individuo. De modo que un pensamiento, puede ser original pero no puede ser reclamado como tal sino hasta que es puesto a disposición de otros, reclamando la autoría o por lo menos la paternidad.


El autor solo tiene derecho a la paternidad una vez declara la autoría mediante su afiliación de una creación intelectual indicando su propiedad. La originalidad implica directamente la construcción individual de un concepto ligado a un producto que puede ser reclamado por medio del derecho de autor, o protegido por la Ley. Las consecuencias implican para el autor algunos derechos adquiridos que podrán ser protegidos, pero también implican obligaciones a las cuales no puede renunciar.


En este orden de ideas, los constructos colectivos de la sociedad se emplean para las creaciones personales de los autores. Todos estos sirven para expresar obras originales que pueden ser reclamadas como una elaboración propia siempre y cuando cumplan con la característica de respetar las elaboraciones de terceros o por lo menos darle los correspondientes créditos. Originalidad, entonces es todo aquello que podemos reclamar como propio, seguros de no vulnerar los derechos de otros. Si bien nadie tiene la cualidad de ser innovador en un 100%, se hace indispensable la correcta utilización de criterios sociales preestablecidos.


Proceso de creación de una idea original



¿Qué es el plagio?
La originalidad de una obra se ve vulnerada, una vez otra persona presenta como propia una idea original sin allanar el correspondiente crédito de autoría u obtener la autorización correspondiente. La similitud o nivel de concordancia entre dos obras, puede dar cabida a una reclamación sobre la autoría intelectual. Por tanto, estas discrepancias deben ser dirimidas por el derecho de autor, la presentación de licencias o el correspondiente reconocimiento a la autoría de los conceptos.

Se conoce como plagio, todo nivel de coincidencia superior a un porcentaje tolerable de similitud. Pero para poder reclamar sobre una autoría se debe ejercer por medio de pruebas y reconocimientos de la paternidad anterior de la obra. Lo importante de este concepto, es el dolo o intención que se demuestre, por parte de un autor que se siente vulnerado y exige una compensación por esto.


Para esto existen:

1. La citación textual

2. El parafraseo

3. El crédito

4. La autorización expresa

5. El uso apropiado de licencias


Si desea profundizar más sobre el tema le invitamos a participar de un Webinar de 60 minutos elaborado por la empresa Turnitin el próximo miércoles, 25 de abril a las 2:30 p.m. (hora de Colombia)


Para su inscripción acceda por medio de este vínculo.


Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page